hace 5 meses
En el Exterior

¡IMPERDIBLE! Manuel Sierra habló del cariño a Piero Hincapié, la lealtad de Moisés Caicedo y los kilates de Páez

Kendry Paez 11

"No sé si vamos a volver a tener un talento tan bestial en mi vida como lo es Kendry, es un tío que puede ser, para mí, si no Balón de Oro, estar muy cerca"

Manuel Sierra, empresario español que ha saltado a la palestra en nuestro fútbol por representar a jugadores como Piero Hincapié, Moisés Caicedo y Kendry Páez, concedió una entrevista muy enriquecedora a diario AS de España.

Recordó la fidelidad y el cariño que le tiene a Piero Hincapié, la transferencia al Chelsea con el Liverpool de por medio y la adaptación de Moisés Caicedo al Chelsea, y la transferencia histórica que logró con un Kendry Páez en sus apenas 16 años. Manuel Sierra habló de sus representados.

 

Esta es parte de la nota con diario AS de España:

 

-¿Se acuerda de algún momento especial en concreto?

 

Sí. Tengo mucho cariño a Piero Hincapié. Para nosotros ha sido el jugador bandera en el sentido del cambio. Entonces cuando él demuestra su lealtad en la Copa América de 2021, que le vienen todos los grandes agentes jugando con 19 años y demás, ves el trabajo. Al final todo el mundo se marea, le ponen un cheque en blanco y la gente se marea. Entre nosotros, los agentes, somos muy nocivos. Yo intento no llevarlo, la verdad. Intentamos pisar la cabeza de quien sea y a costa de todo. Entonces con Piero, con su familia, yo recuerdo que en el Sudamericano Sub-17 de Perú en 2019, él no quería firmar con nosotros antes del torneo. Él decía que quería firmar después y bueno, nos vimos ahí en esa situación. Clinton (Estupiñán) se dio un viaje Esmeralda. Estuve hablando con el padre, con la madre... estuvimos hablando en videollamada con el hermano, con todo el mundo. Al final Piero acabó firmando. Piero tomaba sus propias decisiones desde bastante pequeño y acabó firmando.

 

Me guardó lealtad en ese verano de 2021, en la Copa América. Estábamos en la habitación del hotel después de haber firmado con el Bayer Leverkusen, la verdad, se nos saltaron las lágrimas y tuvimos dos minutos ahí que no podíamos hablar porque era como que gracias a ese momento de confianza llegamos a donde queríamos. A día de hoy esa confianza es mucho más grande, a pesar de seguir en el Leverkusen. Pero claro, estamos hablando de uno de los grandes de Europa y él siendo un gran jugador en Europa. Entonces bueno, muchas veces el comienzo marca la diferencia y muchas carreras se truncan o cambian por ese comienzo.

 

-Este verano cerró un movimiento histórico en la Premier League con el fichaje de ‘Moi’ Caicedo por el Chelsea. ¿Cómo se llevó a cabo la operación? ¿Cuál fue el momento más especial de todo ese embrollo?

 

El momento especial fue cuando cuando nos estábamos despidiendo después de las fotos de la presentación de Caicedo. En enero ya venía con el tema del Arsenal y demás. Ya hubo un conflicto ahí con Brighton cuando cogimos la representación de él porque ya teníamos equipos interesados. En enero del año pasado pudimos firmar con él y bueno, pues ahí fue cuando empezó un poco el detonante de toda la historia de Caicedo. Fue la saga o el culebrón de casi todo el verano. Fueron unos meses después del “fiasco” de poder salir en enero, fastidiados; se hizo incluso una renovación para mejorar las condiciones y demás. A partir de abril, mayo todo empezó a coger mucho color. Todos los clubes grandes nos preguntaban por él. Todos, sin excepción. En la Premier todos y luego en otros países también.

 

Nosotros ya habíamos hablado en mayo con Liverpool. Sabíamos que estaban muy interesados, pero no podían llegar a valores de lo que al final ha sido transferido. En ese momento se descartó, pero porque ellos tampoco volvieron a llamar. Claro, el Chelsea desde el minuto uno nos apoyó, desde enero nos apoyó. Estuvimos con ellos desde abril, mayo pues como compañeros prácticamente. Demostraron mucha lealtad, mucha creencia hacia nosotros, de verdad ir por nosotros, ir con nosotros. Entonces cuando Moisés decidió no entrenar más, el Chelsea estuvo con nosotros en todo momento. ¿Cuál fue nuestra sorpresa? Que dos días antes de lo sonado del Liverpool, nos dice Brighton: “Hay un equipo más en la ecuación”.

 

Nosotros pensábamos que con todo este boom de Arabia Saudí era de por ahí, que también había equipos de Arabia interesados, pero no Al final resultó que era el Liverpool. Nuestra sorpresa fue eso, que la primera llamada que recibimos para hacer algo con Liverpool es una llamada de Brighton para ir a pasar el reconocimiento médico al día siguiente a la ciudad sin ni siquiera haber llegado a un acuerdo. Ellos habían acordado un traspaso, pero nosotros no habíamos llegado a nada. Lo único que se les dijo fue: “Vale, perfecto. ¿Tenéis un acuerdo con Liverpool? Encantados, pero dadnos dos horas para que Chelsea pueda igualar la oferta”. Sin más. Nosotros habíamos dado nuestra palabra a Chelsea, porque creíamos que era un tema de lealtad y de respeto. Al final, seguramente el Liverpool podríamos haber ganado más o menos, no lo sé, porque no llegamos a negociar. Pero todo esto de que al final la gente cuenta de que se han ido al Chelsea por el dinero... No. Fue un tema de lealtad pura y dura. Chelsea igualó la oferta e incluso la superó porque el Liverpool llegaba a 110 (millones de libras) en total y estos llegaron a 115 (millones de libras, 133 millones de euros). Ahí se hizo. Esa fue la película de Liverpool y Chelsea.

 

-Acaba de decir que equipos grandes de otros países... ¿de España alguien preguntó?

 

Sí, el Barça preguntó. El Barça preguntó, pero era un tema inaccesible para ellos. Estaba claro. Al final con el tema del Fair Play y demás era un tema complicado. Pero sí, sí nos preguntaron y bueno, ahí se quedó. No hubo oferta oficial; hubo solo sondeos. Lo normal de los mercados.

 

-Al final el traspaso de ‘Moi’ se cerró por una cifra récord de 133 millones de euros. ¿No les entró vértigo al ver esa cantidad?

 

Es como cualquier cosa en la vida, cuando estás metido en la guerra, en la batalla, en el día a día y demás, no te das cuenta de los números que estamos hablando, de los números que estamos diciendo. Cada vez es más normal ver estas cantidades astronómicas. Pero cuando echas la vista atrás y ves que has hecho el récord histórico de la Premier, de Ecuador.... al final es como que ya van tantos récords con todo lo que ha hecho Kendry, los récords que hemos conseguido con ‘Moi que dices “bueno, al final es como algo normal”. No, no es normal. Pagar esas cantidades de dinero no es normal. Pero es que ahora mismo el fútbol está así, lo demanda y los grandes equipos están gastándose esas barbaridades. Sin ir más lejos, por ejemplo, lo del Real Madrid con Bellingham, lo que se habla de Mbappé o lo de Neymar en su día. Son cosas que al final se han hecho normales para las grandes estrellas o para los jugadores élite.

 

-Nada más aterrizar, Moi fue lanzado a los leones. Partido tras partido su nombre era criticado por la afición e incluso por la prensa, pero ahora ha logrado ser importante. ¿Cómo han vivido estos primeros meses?

 

Han sido duros, la verdad. ‘Moi’ es un chico sentimental, es muy humano, no está en la galaxia como pasa a lo mejor con otras personas. Él es muy cercano. Sin ir más lejos ha pasado la Nochevieja en mi casa por estar en familia. Sí, le afectó mucho. Al final fue injusto también porque él no hizo pretemporada con el club. Estuvo en Estados Unidos con Brighton, pero al llegar a Inglaterra acabó la pretemporada para él y prácticamente en la semana que firma juega un rato, me parece que es contra West Ham, si no estoy equivocado. El primer partido hace un penalti y ya lo lapidan. Ha sido complicado, pero claro, estamos hablando de la mejor liga del mundo, con algunos de los mejores jugadores del mundo, y tú llegas sin estar en forma. Llegas a lo mejor a un 40 o 50, un 60%. Moisés es un tío que necesita estar muy en forma, tiene muchas cosas con el balón, pero sobre todo el despliegue físico que tiene es algo bestial. Entonces, si él no está al 100%, es complicado que pueda competir al 100%.

 

Se le mató en ese momento. Pero bueno, también es cosa del fútbol, de la prensa. La gente de Liverpool en ese momento yo me acuerdo que fue bestial la presión y la tensión que sufrimos, tanto él como yo, como todo el mundo alrededor. La gente tampoco sabía la verdad de la historia y es normal con ‘Moi’, fichaje más caro de la historia de la Premier, si el primer día haces un penalti te van a matar. Es normal. Entonces esto es fútbol, pero ahora está a un nivel increíble y bueno, nos ha vuelto a enamorar el ‘Moi’ de siempre. Es un juego diferente a lo del Brighton, pero él está jugando muy bien. Es uno de los importantes. Es uno de los líderes del vestuario. Estamos súper contentos con la decisión.

 

-Y además dentro de un par de temporadas también llegará Kendry Páez a Londres. Se ha hablado mucho de Endrick, pero Kendry tampoco se queda atrás…

 

No sé. Lo digo siempre y lo hablo con Piero, lo hablo con Moi, lo hablo con todos sus compañeros. Yo no sé si vamos a volver a tener un talento tan bestial en mi vida como lo es Kendry Páez. A día de hoy está todavía a un 50% de sus posibilidades, un 60% de sus posibilidades. Es un chico que si aprende a ser profesional, aprende a vivir en el profesionalismo, no del profesionalismo, sino en el profesionalismo, es un tío que puede ser, para mí, si no Balón de Oro, estar muy cerca de ser Balón de Oro en los próximos, seis, siete u ocho años. Creo que puede ser uno de los grandes del mundo. Lo tiene todo. Ya ha estado en Chelsea y ha estado visitando a los que van a ser sus compañeros. Ha estado con Mauricio (Pochettino), con toda la gente de la directiva. Lo ha tomado como una cosa simple como todo lo que hace en su vida. Es un chico que está súper preparado para el éxito. Si todo va bien, si tiene cabeza fría y se cuida, porque es muy difícil con 16 años, imagínate todo lo que le está viniendo; tiene todas las tentaciones y peticiones del mundo; puede ser muy grande. Hay que estar muy cerca de él, con su padre, con su madre, con toda la gente que trabaja a su alrededor, que tenemos un gran equipo, incluidos sus progenitores. Creo que estamos haciendo un gran trabajo. Ojalá en julio del 2025 pueda llegar con todos los galones para ser uno de los jugadores importantes de Chelsea, que para eso estamos trabajando.

 

-Pero esa contratación se cerró en un visto y no visto. De repente, el Chelsea anuncia en una semana que han contratado a Kendry Páez por 20 millones. Una cantidad, para muchos, desorbitada para un chico de 15 años en ese momento.

 

Al final es lo que decimos siempre, si es una cantidad de 20 millones en Brasil, un montante de 20 millones, porque la cantidad me parece que eran 12 o 12.5 más los bonus... Ya te digo, si es una cantidad así en Brasil, no llama la atención. Si es en Argentina, bueno que bueno. Pero si es en Ecuador, llama mucho. De hecho ha sido también otro récord histórico de un jugador de Ecuador directamente transferido al extranjero. Con el Chelsea se habló, había muy buena relación con todo esto de ‘Moi’. Es sabido por todos que habían estado intentando lo de Endrick y no acabó de salir. Con lo de Kendry fue un amor a primera vista. O sea, la gente de Chelsea vino en una de las reuniones hablando de Moi para comentarme sobre Kendry. Se cerró rápido porque se cumplía todo lo que quería el club, lo que queríamos nosotros y, sobre todo, el chico. Entonces no hubo casi ni que negociar. Fue amor a primera vista.

 

-En diciembre se hizo viral una foto de Kendry junto a ‘Moi’ en las instalaciones del Chelsea. ¿Han hablado ya con Pochettino sobre lo que buscará del jugador?

 

No, todavía no, la verdad. Ahora mismo, con lo que se ha hablado, Mauricio (Pochettino) le ha dado mucho cariño a modo padre, a modo cercano, un amigo porque él es muy así en el vestuario con todos sus jugadores. Es un fenómeno a la hora de llevar esa gestión de vestuario y ha estado muy cercano. Le ha dicho que se tiene que cuidar, dándole consejos de padre y de profesional para que llegue al 100% al Chelsea en un año y medio. Kendry se está formando en inglés, está haciendo vídeo análisis, está con el tema de nutrición... Estamos intentando ya hacerle por lo menos una introducción, porque al final es un crío, tiene 16 años, está en crecimiento y un año y medio pasa muy rápido. Pero también es verdad que se te hace muy eterno hasta que llega. Entonces hay que aprovecharlo. La gente de Chelsea está en contacto con Independiente del Valle, con nosotros, nosotros con Independiente y con Chelsea. Estamos muy coordinados para que llegue totalmente preparado.

 

-En Alemania tiene a uno de los defensores de moda, Piero Hincapié. ¿Cómo están viviendo desde dentro el boom del efecto Xabi Alonso? Además Xabi tiene una afinidad notable por Piero.

 

Mira el fichaje de Piero, como he contado antes, se da después de la Copa América en 2021 entre el Nápoles, Lokomotiv de Moscú y Bayer. Al final nos quedamos entre Nápoles y Leverkusen. Elegimos Leverkusen y creo que fue una decisión bestial en todos los sentidos. El club es una bomba en cuanto al trato al futbolista, en cuanto a las facilidades en los entrenamientos, adaptarte rápido, jugar... Es lo bueno que tiene también Alemania, que a pesar de ser un país frío, completamente lo opuesto a Ecuador, es muy organizado. La Bndesliga le da muchas oportunidades a los jugadores sudamericanos, entran fácil a jugar y normalmente crean un gran impacto. Piero ha estado muy contento. Ha estado jugando mucho de lateral izquierdo el primer año. El segundo año ya lo alternó más de central, con la llegada de Xabi sobre todo. Bueno, Gerardo (Seoane) fue muy bueno con él, pero Xabi marcó la diferencia en el sentido de que Xabi ha visto en Piero a un central moderno, de futuro, que lo tiene todo. De hecho en una rueda de prensa lo puso muy arriba hablando de él casi dos o tres minutos, solo de él.

 

Este año tuvo el problema que cuando acabaron los amistosos del año pasado de la selección, en junio se lesionó, se rompió el 5.º metatarsiano del pie y le costó entrenar porque hasta septiembre no pudo estar preparado para jugar. El equipo lo está haciendo increíble. Hay cinco centrales de mucha calidad. Sé que Xabi (y Piero sabe que Xabi) confía plenamente en él. Él está contento allí, obviamente quiere crecer. Es un chico de 22 años recién cumplidos que quiere tirar para arriba, pero él está encantado con la vida que lleva allí, con el equipo, con la aspiración a todos los títulos que tiene este año con la Copa, la Europa League y la Liga. Xabi, si no pasa nada raro, ya lo pronosticaba Mourinho hace mucho tiempo y ahora es una realidad, está llamado a ser uno de los grandes entrenadores del futuro en las próximas décadas. Seguro.

Autor:
Etiquetas:
Compartir:

Videos destacados

Comentarios

Cargando comentarios...